Conéctate con Nosotros

Oriente

Buena acción municipal cambia la vida de humilde familia

Hugo Oliva

Publicado

en

Por: Mario Cerón

El Progreso.  Una humilde familia integrada por una mujer y sus dos hijas con problemas de salud, nunca imaginó que la buena acción de un alcalde y su equipo de trabajo les cambiaría la vida de ahora en adelante, ya que vivían en precarias condiciones por no tener un lugar digno donde vivir.

Jorge Antonio Orellana Pinto, alcalde de Guastatoya se conmovió por la situación de pobreza de doña Carmen Salazar y de sus dos hijas, Marcela y Manuelita, y este 31 de diciembre les sorprendió con un regalo que nunca imaginaron tener, ya que les construyeron y equiparon una casa en la que iniciaran el nuevo año 2021.

La vivienda fue construida con fondos municipales, además de la ayuda de otros donantes que consiguieron realizar dicha obra que en su totalidad tuvo un costo de unos Q90 mil, indicó el alcalde Orellana.

El funcionario municipal, indicó que una vez conocida la situación de pobreza de doña Carmen, con su equipo de trabajo inició las gestiones para la construcción de esta vivienda, para poder brindarles un hogar digno.

Además de la casa, esta fue equipada con tres camas, una estufa, amueblado de sala y de comedor, un televisor, un refrigerador y un microondas.

“Esto no es todo, nos vamos a encargar de los gastos básicos de la casa, como el pago de agua y luz, también les apoyaremos con víveres y la medicina de las hijas de doña Carmen”, señaló el alcalde conocido como el Congo.

Publicidad